INICIATIVA A LA UNIFICACION DE CODIGOS DE PROCEDIMIENTOS CIVILES ESTATALES A UN CODIGO NACIONAL DE PROCEDIMIENTOS CIVILES

 

Se prevé generar una iniciativa para reformar el artículo 73 Constitucional a fin de dejar como facultad exclusiva del Congreso de la Unión legislar en materia Civil y Familiar en todo el país. Posteriormente, se propone generar una iniciativa con decreto de un Código Nacional de Procedimientos Civiles y Familiares, para adecuar y realizar una impartición idónea de justicia.

Se prevé esta medida con la finalidad de revisar a profundidad, y en su caso, reformar los códigos civiles de entidades federativas que contienen preceptos discriminatorios y que necesitan modificaciones o adiciones ajustándolos a los estándares de Derechos Humanos.

Hay grupos de personas que se quejan acerca de que, cada día, los Estado pierden su autonomía legislativa, pero se debe reconocer que vale la pena unificar todas las leyes posibles en el país, debido a que existen, en todas la materias, lagunas y diferencias abismales entre los legisladores de cada entidad federativa, incluso la federal.

¿Qué tan relevante es dicha reforma? Según datos del INEGI, 36% de todos los procedimientos judiciales en México es en materia familiar y un 30% adicional en materia civil. Es decir, la reforma busca la unificación de las reglas procesales en dos materias que suponen un 66%, siendo las dos terceras partes de todos los juicios llevados a cabo en todo el país. Para calcular dicha magnitud, solamente el 13% de todos los juicios que son celebrados en México son en materia penal (Datos de INEGI), una cifra muy pequeña en comparación a los juicios familiares y civiles.

Todo esto con la finalidad de que se han detectado problemas específicos, como por ejemplo la existencia de diversas legislaciones trae aparejada la multiplicidad de interpretaciones y criterios jurisprudenciales, el cual parece ser el más alarmante.

Dicho decreto se ordenara a las Congresos Estatales modificar sus constituciones locales en un plazo no mayor a 180 días para tal efecto y al Congreso de la Unión a expedir ese “Código Nacional de Procedimientos Civiles y Familiares”.

De igual forma, se trae aparejado la discusión en el Congreso de la Unión la expedición de la “Ley General de Mecanismos Alternativos de Solución de Conflictos (MASC)”, también de observancia en todo el país, aplicable en cualquier tipo de juicio, excepto en materia penal.

En materia fiscal se legislo, gracias a la Procuraduría de la Defensa del Contribuyente (PRODECON), la implementación de un procedimiento de Mediación entre SAT y el contribuyente llamado “acuerdo conclusivo”.

Los beneficios que pueden traer aparejado la presente reforma son:

  1. La unificación de reglas de todos los Estados en un Código Nacional, como lo fue en materia penal, con la finalidad de evitar la disparidad de derechos, y lograr que en todos los estados, prevalezcan las mejores practicar.
  2. Homologar el funcionamiento de los registros civiles, a fin de que, entre otros beneficios, sea posible obtener una acta de nacimiento o matrimonio vía internet sin importar donde se encuentre el interesado.
  3. Fomentar el uso del juicio en línea, notificaciones electrónicas y sistemas de gestión operativa, con la finalidad de generar un sistema de justicia más vanguardista como en otras materias se han dado el caso.
  4. Uniformidad en todo el territorio nacional, seguridad a las partes que intervengan de que un juicio será eficientemente substanciado en cualquier lugar del País.
  5. El impulso de la oralidad dentro de los juicios al ser un procedimiento que ha demostrado eficacia y eficiencia.